post al caso

giovedì 27 novembre 2008

El Cable



Pongo un pie en el cable y ahora el otro. Es rígido y tenso y ahora ya no puedo dar marcha atrás. Estoy encima del cable; sólo puedo avanzar, intentando mantener el equilibrio... ¿intentandolo sólo? he de mantenerlo a toda costa. Arriba y abajo, oscuro, totalmente oscuro. Derecha e izquierda, oscuro, igualmente oscuro. Únicamente puedo ver el cable, iluminado no sé si desde fuera o de manera intrínseca, ahora no estoy para investigaciones de este tipo; sólo puedo permitirme como única preocupación mantener el equilibrio.


ec

Parece más sencillo que en lo que un principio sospechaba, pero no debo bajar la guardia, porque el miedo a caerme está como en el primer minuto. ¿Quién me metió aquí? no sé; aparecí, pero no sé cómo. ¿Dónde estaba antes? sólo recuerdo haber puesto un pie en el cable y luego el otro. Antes...


ec

El cable es muy recto, no tiene curvas. Lo único que se me ocurre es dar pasos a través de él ya que quedarse parado me parece sumamente peligroso, ya que por el hecho de estar parado mi situación no sólo no parece mejorar sinó que entiendo que podría empeorar fatalmente. Hay que moverse, pues, con los brazos extendidos parece que es mejor, alejando y acercando mis manos a mi centro de gravedad a conveniencia de la situación concreta en la que me estoy encontrando segundo a segundo.


ec

Ahora veo otro cable que se cruza al que yo voy caminando y lo hace más o menos perpendicularmente, aunque no exactamente así. Se me presenta una disyuntiva, según veo. O continuo avanzando por el cable por el que voy o cambio de cable. ¿Qué hacer?


ec

No lo veo claro. Sí que es cierto que ya estoy harto de dar pasos en mi cable, siempre es lo mismo, es decir, nada, oscuridad y cable hacia adelante (hacia atrás es impensable). Ahora podría cambiar de cable aunque nada me garantiza que no sea más de lo mismo; es otro cable igual al mío, con la misma luminosidad que el mío y rodeado de la misma nada que el mío; sin embargo, si no cambio, no puedo saber si será así todo el rato. ¿¿¿Cambiar de cable??? si voy la mar de cómodo en el que estoy ahora,... bueno, sin exagerar, sigo con el miedo a la caida, pero más o menos tengo cogido los truquillos del equilibrio, pero si ahora cambio... es realmente un riesgo ya que, de entrada, he de adoptar una postura nueva para mí, si quiero hacer el transbordo; tendré que retraer algo los brazos para cambiar de posición y eso podría tener consecuencias irreparables.


ec

En el próximo cruce lo decidiré, porque si me he encontrado con otro cable, no tendrá que ser el único "otro cable" de este universo raro en el que me encuentro; habrá otros, ¿no?.


ec

¿Y si viniera alguien frente a mí? buuufff. Eso sí que estaría mal. Tendría que echarlo. Tendría que echarlo antes de que él me echara a mí, porque claro, intentar cruzarnos... no, no, de cruzarnos nada, imposible, caeríamos los dos o, aunque tan solo cayera uno de nosotros, si ese uno soy yo... no; tendría que estar dispuesto a echarlo sin negociación alguna; claro que a lo mejor mi cable es solo mío y entonces he hecho bien en no cambiar de cable porque si me cambio a otro y ese otro cable ya tiene a alguien... pues tampoco sería muy grave. Sólo sería malo si ese alguien viniera en la dirección opuesta a la que fuera yo y viniera hacia mí, en otros casos, el problema no existiría, ya que yo no tendría conciencia de ello. En realidad, es posible que mi propio cable esté atestado de gente que va en mi misma dirección y con los que, simplemente, estoy manteniendo una cierta distancia. En este caso, también existe un peligro, y si no existe puede que exista; sólo por el echo de pensarlo, ya existe: se trata de que es extremadamente improbable que, de haber varias personas en el mismo cable caminando en la misma dirección, todos llevemos la misma velocidad. Vamos; seguro que no la llevamos, y eso quiere decir que, tarde o temprano, nos acabaremos pillando.


ec

¿Cuándo puede ocurrir eso? no lo sé. Depende de las diferentes velocidades que llevemos todos. Puede que sea en dos minutos o en trescientos años. Si eso ocurriera, lo mejor es encontrarse a alguien delante tuyo; entonces sería fácil: le empujas y problema resuelto. Lo malo malo es que me pillen a mí por detrás, porque probablemente también intenten empujarme. ¿Puedo hacer algo al respecto? creo que sí. De entrada, he de intentar llevar una velocidad mayor a mi posible "perseguidor", para intentar que no me pillen. Esto empieza a complicarse, porque aunque no entraña tanto riesgo como el cambio de cable, se trata de un cambio de ritmo y en esa operación podría desestabilizarme y... buff... una preocupación más en este mundo de dos cables, por lo menos, rodeados de nada negra.


ec

Claro que si me encuentro a un lento delante mío, no tengo porque tirarle. Con bajar mi ritmo y acoplarme al de él ya estaría, a no ser que fuera excesivamente lento y ello no me permitiera mantenerme en equilibrio sobre el cable. Además, aunque pudiera mantener el equilibrio, correría el peligro de que alguien viniera por detrás y encontrase nuestro ritmo peligroso para su estabilidad y decidiera empujarnos. Nada, nada, al posible lento de delante mío tendría que empujarlo, más que nada para asegurarme con todas mis fuerzas que estoy alejándome lo más posible de mi hipotético perseguidor.


ec

¡Qué fácil me parece ahora la disyuntiva de cambiar o no de cable!, pero claro, es totalmente irreal, porque no contaba con la posibilidad de más gente.


ec

Y si me caigo, ya sea porque me empujen o pierda el equilibrio, ¿qué? ¿qué pasaría? No tengo ni idea. No sé si debajo mío hay 20 centímetros o 1000 kilómetros o qué. En todo caso, parece razonable querer permanecer en el cable como forma de supervivencia. Estando aquí, sé que estoy, con miedo a caerme pero estoy.


ec

Por otra parte, si voy aumentando mi ritmo por miedo "al de detrás", que a lo mejor ni existe, acabaré corriendo por el cable y cuando me encuentre con un lentillo delante, ¿seré capaz de verlo a tiempo y poder frenar o chocaré directamente con él y caeremos los dos?


ec

Repito: ¿cómo he venido a parar aquí?

-.

PODI-.

2 commenti:

  1. Me recuerda (el escrito) un capíitulo de "Así habló Zaratustra" de Nietzsche... Lo has leído? La foto está muy bien. Saludos

    RispondiElimina
    Risposte
    1. No, no lo he leído. El texto se me ocurrió estando sentado en una plaza y viendo una línea en el pavimento.
      Gracias y hasta pronto.

      podi-.

      Elimina